"Si no estaba embarazada, no sé si hubiésemos vuelto a hablar", contó la joven a Vero Lozano. 


Parece que la llegada de Francesco, hijo de Morena Rial y Facundo Ambrosioni, trajo paz a la familia y que fue la clave para que mejorara la relación con su padre, Jorge Rial y su hermana.  

La flamante mamá contó en Corta por Lozano contó como fue que volvió a reestablece el vínculo con su papa y hermana luego de varios meses enfrentados. 

Morena Rial y su hijo Francesco (Foto: Instagram)

Cuando me enteré que estaba embarazada, con mi papá ni nos hablábamos“, detalló la joven pero More sabía que era ella quién tenía que avisarle a Rial que iba a ser abuelo. “Pensaba ‘si no se lo cuento yo, se lo van a contar en la clínica‘. Así que dije ‘bueno, ya fue'”, contó.

Pero no fue a la primera persona que se lo dijo ya que consultó antes a  su padrino, Guillermo Marin: “Le pregunté ‘¿le cuento o no le cuento?’ y me respondió ‘sí, llamalo’. Así que lo llamé y él estaba de viaje, creo que en Miami”, detalló.

Jorge Rial compartió fotos de Francesco Benicio (Instagram)

“Me dice ‘hola’, porque de la nada lo llamé y estábamos peleados. Me parece que no entendía nada. Y le digo ‘hola, te tengo que contar algo. ¿Estás sentado? porque falta que te pase algo. Estoy embarazada’. Y él me respondió ‘ya lo sabía, ya me lo imaginaba. Cuando vuelva, nos juntamos’. Y después me junté”, y así fue como comenzó una nueva etapa en la relación entre padre e hija.

Morena señaló que no se hablaban hacía “dos o tres meses” y reconoció que “si no estaba embarazada, no sé si hubiésemos vuelto a hablar todavía. Soy muy orgullosa”.

Morena Rial y su hijo Francesco (Foto: Instagram)

“Pero él es el abuelo, tampoco le podía prohibir que vea a su nieto“, dijo y señaló que a Rocio, su hermana, la noticia le debe haber llegado “al toque” de boca de su papá ya que ella no se lo contó.

La mamá de Francesco contó que no se hablaba con su hermana y que la volvió a ver “cuando estaba embarazada de siete meses que me fui a hacer la ecografía 5D. Imagináte, fue mucho tiempo”.

“Ahí vieron al bebé, estuvo todo un poco mejor y después fuimos a comer con ella porque mi papá no fue. Hablamos de boludeces. Pasa que yo nunca peleé con mi hermana, ella tomó partido por mi papá y es su papá, lo va a defender. Pero no fue una pelea o que discutimos por mensaje”, detalló. 




Comentarios