Hugo Basilotta mostró por dentro la fábrica donde se produce el alimento y sin querer cometió una grave confusión.


En el marco de un video que realizó Hugo Basilotta, el dueño de la marca de los alfajores Guaymallén, mostró su planta donde se fabrica el alimento, y en el medio de las imágenes que ve un error. Ante esto, los usuarios de las redes sociales no se lo dejaron pasar y él tuvo que salir a explicar la confusión que se generó.

Todo empezó cuando el hombre estaba mostrando el paso a paso del alfajor, y en el medio se acerca a un pote de dulce de membrillo con el cual rellenan los alfajores, agarra una cuchara, lo prueba y vuelve a dejar el utensilio en el pote.

Los usuarios detectaron este accionar y catalogaron al hombre como poco higiénico e insalubre,, ya que según ellos ese dulce luego se volvería a usar para la producción.

No obstante, luego de la seguidilla de comentarios, Hugo volvió a grabar otro video donde dijo: “Hola, buenos días. Hoy no estoy muy bien. Porque hay muy pocos industriales que se atreven a mostrar su planta productiva en las redes sociales. Pero yo lo hago. Y lo hago con mucho orgullo. Porque es una empresa de 74 años que llega a todas las clases sociales”.

Luego agregó: “Tenemos el orgullo de tener una de las plantas alimenticias más higiénicas y automatizadas del país. Por eso le quiero explicar a la gente que el otro día tenía dudas sobre el pote ese que abrí. El pote, una vez abierto, jamás puede volver a la producción, porque todo eso está automatizado. Por eso, sígame cameraman. Acá está el pote del día viernes. Es caviar. Y lo como yo solo“.




Comentarios