Se trata deMatías Benicelli y Enzo Comelli, quienes hasta el momento solo eran considerados "partícipes necesarios".


El asesinato de Fernando Báez Sosa, ocurrido en la madrugada del 18 de enero, conmocionó al país. Y, a medida que transcurren los días, aparecen más elementos que incriminan a los acusados del hecho.

(Federico Imas/Clarín)

Recientemente, se confirmó la prisión preventiva para 8 de los 10 rugbiers. Y parece haber otras novedades en la causa.

En las próximas horas, la fiscal Verónica Zamboni agravaría la situación procesal de Enzo Comelli (19) y Matías Benicelli (20). Ellos, quienes hasta ahora eran considerados “partícipes necesarios”, pasarían a ser “coatuores”. En este sentido, emularían a Ciro Pertossi (19) y Máximo Thomsen (20), que hasta ahora eran los más complicados en la causa.

El cambio de carátula se debería a los resultados de las ruedas de reconocimiento y otras pruebas: aparentemente, varios testigos los vieron golpeando y pateando a Fernando.

Hay algo más: Fernando Burlando, el abogado de la familia Báez Sosa, pedirá que Alejo Milanesi (20) y Juan Pedro Guarino (19) -liberados el lunes pasado por falta de mérito- vuelvan a ser detenidos. Asegura tener fundamentos para hacerlo.

Guarino y Milanesi. (Clarín)

Y, como si fuera poco, procurará que se investigue a un nuevo sospechoso del crimen. “El mismo lunes o martes vamos a apuntar al ‘número 11’, a pesar de que la fiscalía lo ha negado. Ya tenemos identificado al masculino, vamos a aportar claramente la imagen”, aseguró el letrado.




Comentarios