Ocurrió en Turquía. La joven británica falleció mientras era operada en una clínica privada de Estambul.


Melissa Kerr era una británica de 31 años que falleció mientras se sometía a una cirugía estética de levantamiento de cola en una clínica privada de Estambul, Turquía. Días antes de este trágico suceso, ella y su pareja habían decidido comprar los anillos de compromiso.

Melissa falleció en una operación días después de comprometerse con su pareja.

Según detallaron los médicos, la causa de muerte fue tromboembolismo pulmonar y embolia grasa. La noticia circuló el mundo luego de que su prometido le dedicara un mensaje romántico en sus redes por el Día de los Enamorados. A continuación, la carta completa que Skye Birch compartió a través de Facebook:

“Mi cuerpo está débil y mi alma está vacía, un dolor profundo en el interior que trato de evitar arrastrarme por los caminos más oscuros. Tanto dolor y soledad, me despierto para revivir el dolor que ya no estás con nosotros todos los días. Sentir tus brazos amorosos a mi alrededor, volver a casa con tu hermosa energía y sonrisa”.

Melissa junto a su pareja.

La gente me pregunta si estoy bien, pero nunca estaré sin ti. Siempre me perderé buscándote en todo lo que hago. Seguiré amándote con todo mi corazón hasta mi último aliento. Te volveré a ver un día, estaré allí esperándote a las puertas con nuestros gatos listos para empezar la vida de nuevo. Por favor, sé que te amo y te extraño profundamente. Feliz San Valentín. Tu pareja amorosa”.

La clínica privada donde falleció durante la operación.




Comentarios