El tope de devolución será de $700.


El Gobierno implementará a partir de marzo un beneficio para jubilados que cobran el haber mínimo y para beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo: se trata de un reintegro a las compras de “alimentos” con tarjeta de débito.

La devolución será de hasta $700 y se financiará con fondos del Tesoro Nacional, informó Clarín. La titular de Anses, Mercedes Marcó del Pont, anunciará los detalles este martes.

Débito automático

En total, unos 6 millones de personas de “los sectores más vulnerables” accederán a este beneficio, que acompaña el esquema de jubilaciones anunciado por Alberto Fernández el viernes, que contempla mayor aumento para quienes menos perciben.

En complemento, la AFIP, el Banco Nación y las entidades privadas buscan abaratar el sistema de Posnet, para que llegue a más comercios.

El objetivo de la medida es promover el consumo y “mejorar la capacidad de compra” de los sectores “más vulnerables”.

El reintegro a las compras con tarjetas de débito data originalmente de la gestión de Domingo Cavallo durante la presidencia de Fernando De la Rúa.




Comentarios