Lo prepara Máximo Kirchner junto a Carlos Heller y con el aval de la vicepresidenta. Alberto Fernández lo apoya.


Con Máximo Kirchner a la cabeza y el impulso de Cristina, el oficialismo de Diputados avanza en una serie de medidas para cobrar más impuestos a las “grandes fortunas” del país para financiar el Estado durante la emergencia por la pandemia de coronavirus.

El domingo, publica Clarín, se supo que el diputado Kirchner avanzaba con tres proyectos de ley: uno para gravar excepcionalmente a los bienes y capitales declarados en el blanqueo en 2017; otro para limitar las ganancias de los supermercados y el tercero para recortar los ingresos de los legisladores de mayor patrimonio.

Carlos Heller (DYN/PABLO MOLINA)

Así lo confirmó a ese diario el presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados, Carlos Heller. “Pensamos en las grandes ganancias, grandes empresas exportadoras, cadenas de supermercados. Los muy ricos de la Argentina, sean personas o empresas”, dijo Heller sobre a quiénes apunta la medida.

Heller anunció que espera tener el texto del proyecto listo para el fin de esta semana y poder tratarlo apenas se levanten las restricciones de la cuarentena. “Hay que estudiarlo bien y no generar temores en el grueso de la gente. La lógica es que hay que generar recursos extraordinarios, tenemos un Estado desfinanciado y en este momento todos le piden partidas para atender la crisis”, señaló.

Quien reveló estas ideas de Máximo fue el periodista Horacio Verbitsky durante una entrevista a Alberto Fernández difundida el domingo.

Allí, el presidente se opuso tajantemente a la rebaja de sueldos de funcionarios. “Tiene una lógica mejor que los que más han ganado o se beneficiaron con un blanqueo después de haber defraudado al Estado” sean los que contribuyan en la emergencia.

Es más razonable pedirles un esfuerzo a ellos que a Carla Vizzotti (secretaria de Acceso a la Salud) que gana $150.000 y esta todo el día en la calle”, agregó.




Comentarios