Vía País habló con una especialista en psiconutrición sobre este método que nace del Mindfulness y busca combatir la obesidad.


Muchas veces vemos la alimentación como una obligación de ingerir alimentos para vivir o la utilizamos como una anestesia emocional para nuestros problemas. Es ahí donde actúa el “Mindful eating”, una herramienta que busca redescubrir nuestra relación con los alimentos a través de diferentes herramientas como la meditación.

El equipo de Vía País habló con la dra. María de los Ángeles Sánchez Calvin, especializada en Nutrición y Psiconutrición sobre los beneficios, técnicas y tips para poder hacer más consciente nuestra forma de comer.

– ¿Qué es el mindful eating y cuáles son sus beneficios?

– Nosotros normalmente comemos como hábito y comemos de una manera que ya tenemos arraigada desde chicos, pero con el mindful eating lo que hacemos es buscar una manera de que esta comida que esta manera de relacionarnos con los alimentos sea consciente. Es un estudio que empezó haciéndose con mindfulness y lo que hace es pasarse a la alimentación, para poder hacer consciente cada vez que comemos cada alimento y que podamos disfrutarlo de una manera diferente.

El Mindful eating es mucho más que una simple dieta. (Web)

– Entonces, ¿qué es el mindfulness? y ¿por qué es importante realizar una meditación consciente a la hora de comer?

El mindfulness es una meditación consciente. Para nosotros los occidentales es muy difícil hacer una meditación inconsciente, es súper difícil. En cambio, este método de acompañar esa meditación e ir guiando esos pensamientos, de que cuando aparece un pensamiento disruptivo podamos dejarlo pasar, de no estar continuamente con esas ideas que nos invaden de: “que mal que me salí de la dienta, que mal que comí”. Sobre la base de no juzgarse, tiene que ver mucho con la filosofía oriental del cuidado, del autocuidado. Si lo podemos poner en herramienta y sumarlo día a día es una instrumento fabuloso que se puede sumar a todos los pacientes junto a otros métodos.

– Muchas veces creemos sentir hambre pero entiendo que no siempre es un hambre real del cuerpo sino que va más ligada a nuestros sentimientos ¿Cómo se puede identificar si es verdadera hambre o si es algo más emocional?

Nosotros podemos comer por dos motivos: por hambre o por lo que la mayoría de las veces comemos, que son las emociones. Esas emociones muchas veces son compartir con un amigo, sobre todo bueno los argentinos tenemos está cuestión, de me tomo un mate y llevo, bueno ahora estamos complicados con la pandemia, pero era me tomo un mate y llevo unas facturitas, llevo unos bizcochitos, siempre va acompañado y ese mate la mayoría de las veces no es por hambre, es por una emoción​.

Aprender a comer de una manera consciente puede mejorar nuestra alimentación. (Web)

– ¿Cuáles técnicas o tips se pueden utilizar para aplicar la alimentación consciente en la vida cotidiana?

– Desde el mindful eating lo que nosotros intentamos es que cada uno de los que lo practiquen puedan ser consciente con disfrute, pero siempre consciente del alimento que va a incorporar. Entonces el alimento lo puedo disfrutar, lo puedo ver, puedo decidir cuanto quiero comer de ese alimento, lo puedo sentir, donde está, cuánta hambre tengo, cuánta saciedad me dio, todo con mucha consciencia.

Obviamente lleva un trabajo porque normalmente uno está comiendo y pierde esa atención al alimento. La mayoría de las veces lo que hacemos es empezar a buscar esa atención primero a nosotros con algo tan simple como hacer consciente nuestra respiración, hago una inspiración consciente, una espiración consciente y entonces volví consciente mi respiración y ahí empiezo el trabajo de mi consciencia.

Dentro de Mindful eating es importante aprender a auto-cuidarnos. (Web)

– El mindful eating nos ayuda a cambiar los habitos de nuestra alimentación y reaprender a comer, ¿estos cambios sirven contra la obesidad?

– Hace ya más de 10 años que me dedico a la obesidad, y porque digo esto: para la obesidad toda herramienta es importante y no hay una, hay muchas, porque la obesidad es tan multifactorial que necesita de todas las herramientas que podamos. Cada persona es un individuo en particular y necesita un tratamiento que sea personalizado para la obesidad.

Seguramente que muchísimas herramientas del mindful eating los van a ayudar un montón en el descenso de peso, los van a acompañar, pero hay otros métodos que también lo van a ayudar, cuantas más herramientas tengamos y podamos hacer un abordaje del paciente que sea multidisciplinario más se va a beneficiar nuestro paciente y más podremos encargarnos de esta pandemia, que muchas veces no quieren decir que es una pandemia pero es mucho más grave que la que estamos viviendo, porque es mundial, lleva muchos años y cada vez nos encontramos no más cerca sino más lejos.




Comentarios