Previamente era de u$s 900. El paquete no deberá superar los 20 kilos.


A partir del lunes, los envíos por correo a domicilio de compras realizadas en el exterior pasarán de 900 dólares a 3.000 dólares de máximo, de acuerdo con una resolución de la AFIP publicada este viernes en el Boletín Oficiail.

“Los envíos de mercaderías provenientes del exterior comprendidos en este régimen serán los que tengan un valor de hasta 3.000 dólares, siempre que sean para uso o consumo personal y que por su especie y cantidad no hagan presumir finalidad comercial. Dichos envíos podrán librarse bajo la modalidad puerta a puerta, a criterio del servicio aduanero”, dice el artículo 2° de la resolución general 4447 del organismo recaudador.

Además de no superar los 3.000 dólares, el paquete no deberá superar los 20 kilos para poder ser recibido en el domicilio, sin la necesidad de realizar ningún trámite presencial.

El tope libre de impuestos Cabe aclarar que el régimen de envíos puerta a puerta en la Argentina permite el ingreso en el país de 12 envíos al año de hasta 50 dólares cada uno, libres de impuestos.

Es decir que si un producto adquirido cuesta, por ejemplo, 70 dólares, el comprador deberá pagar 10 dólares de impuestos. O sea el 50% del excedente del máximo permitido (en este caso, 20 dólares).

¿Cómo funciona el régimen?

Según el sistema en vigencia, para recibir envíos por correo por compras en el exterior, el destinatario recibirá una notificación del Correo Oficial a través de la cual se le informará que existe un envío a su nombre, indicando el número de tracking asociado (internacional/nacional).

Posteriormente, el usuario deberá completar la “Declaración simplificada de envíos postales internacionales” en el sitio web del Correo Oficial, utilizando los mecanismos de autenticación allí previstos.

Para ello, deberá ingresar el número de tracking del envío. La pantalla mostrará los datos del destinatario y la información de origen con la que cuenta el Correo Oficial y el usuario procederá a efectuar la declaración.

Asimismo, podrá autorizar al personal del Correo Oficial para que lo represente en el acto de verificación y al retiro del envío.

Habiéndose otorgado la correspondiente representación, la verificación física de la mercadería podrá efectuarse en presencia del personal autorizado de dicha entidad.

Una vez efectuada la intervención por el servicio aduanero, de resultar conforme, cerrará el envío con elementos de su identificación de manera que no pueda ser abierto sin dejar señales.

Completada y cargada la declaración, la información será remitida en tiempo real a la AFIP, que controlará automáticamente si se cumple el cupo de 50 dólares.

Si hay excedente, el usuario recibirá en el mismo sitio web del Correo Oficial, en forma automática una liquidación con el importe a abonar, la que deberá ser cancelada hasta las 24 horas del día de su generación.

Por la corresponsalía de Buenos Aires




Comentarios