Después de una tormenta eléctrica se quemaron las bombas de agua. Desde el Ministerio de Salud Pública se informó que el nosocomio funciona sin inconvenientes.


Una fuerte tormenta eléctrica castigó la madrugada del miércoles la ciudad de Corrientes, uno de los inconvenientes que trajo fue que quemó las bombas de agua del Hospital Neonatal Eloisa Torrente de Vidal.

La directora del nosocomio es la doctora Lilian Méndez Gallino quien afirmó al ellitoral.com “las actividades asistenciales en todos los servicios del hospital se llevan a cabo sin interrupción alguna, cumpliendo con todas las medidas de seguridad del paciente y de control de infecciones”.

Hospital Neonatal de Corrientes sin agua

También confirmó que “las obras de reparación se están realizando, mientras se efectúan se ha procedido a instalar un sistema alternativo externo transitorio para el llenado del tanque principal, obras que posibiliten asegurar el suministro de agua, de forma intermitente a los sectores afectado”.

Lo más importante es que a pesar del inconveniente la directora del nosocomio confirma que todos los servicios de del hospital se llevan a cabo sin interrupción alguna.




Comentarios