Celeste pudo cumplir su sueño gracias a la solidaridad y empeño de muchas personas que pusieron su granito de arena para concretar una noche única.


Celeste, una menor del Hogar Ángeles Custodios, pudo cumplir su sueño de festejar sus 15 años gracias a la solidaridad de muchas personas que unieron esfuerzos para que se concretara. La menor pudo celebrar una noche única rodeada de familiares y amigos.

Todo comenzó por iniciativa de la institución que depende de la Congregación de Hermanas Obreras Catequistas de Jesús Sacramental. Se plantearon el desafío y junto a las personas que se fueron sumando de manera desinteresada pudieron cumplirle el sueño a Celeste.

Dios nos desafió una vez más, y nosotros sin pensarlo demasiado le dijimos que sí, sabíamos que poniendo mucho amor, esfuerzo y teniendo confianza en él, lo íbamos a lograr“, expresaron desde el Hogar que recibe a niños derivados del Consejo Provincial del Niño, el Adolescente y la Familia (COPNAF).

Finalmente, la celebración se concretó el sábado 17 de enero. “Fue una fiesta hermosa, llena de emociones y personas importantes para ella”, expresaron. Destacaron además que “todo esto no lo hicimos solos, nos cruzamos con un montón de corazones❤️ solidarios y llenos de amor que estuvieron dispuestos a dar de su tiempo y esfuerzo para que todo esto sea posible. Y así fue que entre todos, cumplimos un sueño”.

(Facebook: D&L)

Una vez pasada la fiesta y el momento especial, la institución aprovechó la oportunidad para agradecer a todos quienes los acompañaron en este sueño. “Queremos agradecer, a TODAS aquellas personas que nos ayudaron a hacer posible esto (amigos, familiares, conocidos, la comunidad, etc), aportando lo que nos hacía falta, lo que estábamos necesitando ya sea bebidas, cotillón, golosinas, comprando rifas y tantas otras cosas”, expresaron.




Comentarios