Es la más extensa travesía náutica en el mundo, con 600 kilómetros por los ríos Paraguay, Paraná y Bermejito.


Con una emotiva recepción por parte de familiares y amigos, los 57 raidistas que participaron en la vigésimo novena edición de “Tres ríos para una aventura” concluyeron un recorrido que los llevó a lo largo de sus tres etapas y 15 días de duración a navegar los ríos Bermejito, Paraná y Paraguay y a hacer escalas en un total de tres localidades y diez campamentos.

Un fiel compñaero en toda la travesía de “Tres rios para una aventura”,

“Se trata del evento deportivo en un escenario natural más importante de la provincia, no sólo por su antigüedad (lleva realizándose desde hace 29 años), sino también por ser la travesía náutica en río y kayak más extensa del mundo, lo que lo ha convertido en un fuerte atractivo para visitantes de toda Argentina y otros países, que se suman a esta experiencia”, explicó el presidente del Instituto de Turismo, Mauro Flores. El funcionario remarcó el apoyo del Instituto de Turismo del Chaco al evento. “Fortalece uno de los ejes más importantes de nuestra gestión, que es naturaleza, ayudando a consolidar al Chaco como destino receptivo en este rubro, además del deportivo”, sostuvo.

Flores agregó que el trabajo en conjunto realizado con otras áreas del gobierno provincial hicieron posible por segundo año consecutivo que este evento contará con mayores medidas de seguridad: “Estuvieron presentes Emergencias Médicas de la provincia, así como el servicio de rescates del COE, además del trabajo mismo de los organizadores que han desarrollado toda una logística para acompañar y resolver cualquier necesidad de los raidistas, lo que ha permitido que esta travesía se realice sin inconvenientes ni percances para los participantes, aun tratándose de una actividad de cierto riesgo”.

Los 57 participantes de este año, en la más extensa travesía náutica en el mundo, con 600 kilómetros por los ríos Paraguay, Paraná y Bermejito.

La 29º edición de “Tres ríos para una aventura”, dedicada como homenaje en vida a Carlos Bazán, uno de sus precursores, arrancó en Villa Río Bermejito el 1 de septiembre. La travesía se compuso por tres etapas: la primera, ecológica, de siete días de duración y cuatro acampadas; la segunda, que es la etapa deportiva por ser la más exigente a ese nivel y que inicia en Presidencia Roca, de cinco días de duración (con jornadas de remo de hasta 8 horas) y 3 paradas en campamentos; y la última, la etapa histórica por desarrollarse en escenarios de la guerra de la Triple Alianza y que inició en Puerto Eva Perón y concluyó el domingo 15 de septiembre en el Club Yapú Guazú, con 4 días de duración y 3 paradas, una en la Isla del Cerrito.

Durante las diferentes etapas del recorrido habrá además números musicales locales, gracias al apoyo de los intendentes de Villa Río Bermejito y de Pampa del Indio, así como paseo de artesanos y otras propuestas artísticas pensadas para incluir a las comunidades e invitarlas a acercarse también como espectadores a este evento. Al final de la experiencia náutica, que no tiene carácter competitivo, se realizó el sorteo de un kayak de travesía entre quienes culminaron las tres etapas, del cual resultó ganador Lucio Matías Ruber, de Entre Ríos. En esta edición participaron además raidistas de México y Uruguay. Se espera que la edición 30º de “Tres ríos para una aventura” tenga una convocatoria aún mayor, ya que se tratará de un aniversario importante, razón por la cual ya se comenzó a trabajar en su organización.

La emoción del remero uruguayo al llegar al final de los 600 kilómetros de travesía náutica.




Comentarios