El predio había sido expropiado por la Provincia y ahora se utilizará para actividades de educación y cultura.


Quedó formalmente habilitado como Espacio de Memoria la Quinta de Funes, un emblemático centro de tortura y detención durante la última dictadura.

El predio ubicado sobre la Ruta 9 y Diagonal San José ya había sido expropiado por el Gobierno provincial y este sábado fue abierto a la comunidad en el marco del cierre de la denominada Pueblada por la Identidad, organizada por los 40 años de las Abuelas de Plaza de Mayo.

“Por acá pasaron muchos compañeros y fue por medio de militantes de Montoneros que en esa época denunciaron que este lugar funcionaba como centro clandestino en lo que se llamó la operación México”, destacó Ramón Verón, secretario de Derechos Humanos provincial.

Algunas de las personas que pasaron por allí fueron Eduardo Toniolli, Tulio Valenzuela y Raquel Negro. El funcionario provincial sostuvo que el lugar tendrá un destino asociado a la educación y cultura.




Comentarios