Una joven salteña fue imputada de homicidio calificado luego de que su cuñada la denunciara ante la justicia y se hallara el cuerpo del infante en un basural de la localidad de Rosario de Lerma.


El pasado 12 de agosto, personas que se dedican al reciclaje de residuos en la localidad salteña de Rosario de Lerma, encontraron en el interior de una bolsa negra, los restos de un bebé de alrededor de 7 meses envuelto en prendas de vestir.

A raíz del terrible hallazgo, comenzaron tareas investigativas que sacaron a la luz una denuncia radicada por una mujer en la que relata que su cuñada dio a luz en el baño de la casa y arrojó al recién nacido en la letrina. Sin embargo, no pudieron encontrar el cuerpo de la criatura allí.

Se conoció entonces que la acusada, una joven de 21 años, había sido trasladada de urgencia al hospital Papa Francisco por una hemorragia interna posterior al parto, pero en medio del trayecto, decidió abandonar la ambulancia.

Luego de diversas investigaciones, se conoció que la joven dio a luz en la letrina de su casa, metió al recién nacido en una bolsa de residuos y lo arrojó a la basura.

La fiscal penal 3 de la unidad de Graves Atentados contra las Personas, imputo a la joven Fernanda Ayelén Gardel por el delito de homicidio calificado por el vínculo.

Según pudo determinar la autopsia, el infante nació con vida, aunque no se pudo precisar la causa de su muerte.




Comentarios