El funcionario adulteró el libro de guardia del depósito de vehículos de Tránsito para que el ciudadano se lleve su auto sin pagar multa.


Un inspector de Tránsito de la Municipalidad y un contribuyente fueron detenidos e imputados por el delito de falsificación de documento público.

Según consta en las actuaciones, el funcionario adulteró el libro de guardia del depósito de vehículos de la Subsecretaría de Tránsito para facilitar a un contribuyente para que retirara un vehículo secuestrado sin regularizar la infracción cometida.

La investigación se inició a partir de la denuncia formulada por otro empleado de Tránsito y tras diversas tareas investigativas del personal policial de la División de Delitos Económicos, la fiscal María Eugenia Guzmán solicitó orden de allanamiento, detención y secuestro del rodado al Juzgado de Garantías en turno.

Como resultado de la medida, el pasado lunes se concretó la detención de las dos personas involucradas y se secuestró el vehículo. En la audiencia de imputación, los acusados decidieron no declarar. 




Comentarios