Servirá para compactar residuos sólidos, inertes particulares y restos de poda.


La municipalidad de San Francisco adquirirá una topadora para el relleno sanitario. Actualmente no tiene este tipo de mecanismos. La misma, a su vez, sirve como compactadora de residuos.

El aval para dicha compra fue dado por el Concejo Deliberante en la sesión de este jueves y el municipio cuenta con un presupuesto de aproximadamente 11 millones para su adquisición.

El objetivo es contar con la máquina dentro de los próximos 120 días, ya que se vence el contrato con la empresa privada que está trabajando en el relleno sanitario. Esta máquina permitirá que se distribuyan y compacten los residuos que se encuentran allí.




Comentarios