Se trata de Natalia Maradona, la sanjuanina presa por cobrar a sus clientes por eventos que nunca realizó.


En total son nueve las víctimas de la pareja sanjuanina que “organizaba eventos” y que dejó a todos sus clientes sin un peso y sin la fiesta de sus sueños. Ahora, se conoció el testimonio de una de esas personas, una joven que le pagó 120 mil pesos para que organizara el cumpleaños de 18 de su hermanito con Síndrome de Down.

El caso se dio a conocer en San Juan, este jueves cuando Natalia Maradona, la supuesta organizadora de eventos, fue detenida. Junto con ella, también cayó Elizabeth Olivera, su pareja. Una de las víctimas fue Yésica Fernández, una joven que, junto a toda su familia, juntó peso por peso para festejar el cumpleaños de su hermanito con discapacidad. “Pagué 120.000 pesos por su servicio, son unas mata ilusiones”, aseguró muy angustiada la chica, al diario Tiempo de San Juan.

Según la Policía, el modus operandi de las estafadoras siempre era el mismo. Ofrecían sus servicios a través de Facebook, cobraban una seña inicial y luego iban todos los meses a retirar parte del dinero a las casas de sus clientes hasta que llegaba un día antes del evento. Cuando ya quedaba poco para la fiesta, Maradona le llamaba llorando a sus clientes para decirles que le habían robado y que ya no podrían hacer el evento.

Venía todos los meses a cobrarnos, la hacía entrar, le invitaba un jugo o agua, ¿para qué venga y nos haga esto?”, relató Yésica al medio local. ​La joven había conocido a Maradona porque organizó el casamiento de un familiar y por eso confiaron en ella. “En el casamiento salió todo bien, no hubo problemas. La contacte por Facebook y bueno, pasó esto”, añadió.

La familia del chico con discapacidad comenzó a pagar en mayo y se sorprendieron al ver que Maradona había desaparecido. Cuando fueron al salón se dieron cuenta de que todo había sido una estafa y que la organizadora ni siquiera había reservado la fecha. “No será un sábado pero mi hermano tendrá su cumpleaños”, concluyó. 




Comentarios