La medida fue tomada luego del escándalo por el funcionario policial que ejercía ilegalmente la medicina con un título profesional apócrifo.


Con el fin de tener un control general de la idoneidad de todos los profesionales que se desempeñan actualmente en la Policía de Tucumán, el Ministerio de Seguridad anunció que se dará inicio a una serie de auditorías internas.

La medida consistirá en la revisión progresiva de cada uno de los certificados, títulos y capacitaciones de los miembros de la fuerza en funciones, con el objetivo de descartar posibles anomalías.

“La iniciativa partió del ministro Claudio Maley, a fin de verificar en el menor tiempo posible la legalidad de los títulos secundarios, terciarios e universitarios del personal. Estas decisiones fueron tomadas en virtud de haberse detectado que un funcionario policial ejercía ilegalmente la medicina con un título profesional apócrifo”, señaló el subsecretario de Seguridad, José Ardiles.

La modalidad que se utilizará surge de la aplicación del Código QR, vigente en el Ministerio de Educación desde el 2013, para acreditar la validez de los títulos del nivel secundario. En tanto, el control de los títulos de nivel terciario y universitario, que son menos, se efectuará chequeando datos y matrícula en los organismos que correspondan.

“Se organizó esta mecánica con la necesidad de transparentar la gestión del área, generar una mayor confianza ciudadana, poder erradicar las inconductas y todo acto de desprestigio a las instituciones”, cerró Ardiles.





Comentarios