Circulaba por avenida Belgrano al 2900 manipulando las armas cuando la policía lo sorprendió.


Esta tarde efectivos de la División de Delitos contra la Propiedad, sorprendieron a un hombre de 30 años cuando circulaba en un automóvil con una pistola y una escopeta, sospechado por la tenencia ilegal de armas de fuego.

En el procedimiento que realizaron los efectivos policiales en avenida Belgrano al 2900, además de secuestrar las armas, también le sustrajeron teléfonos celulares y dinero en efectivo.

Walter González, jefe de la División Delitos contra la Propiedad explicó que: “a las 13.30, un equipo de esta unidad especial realizaba recorridos preventivos y practicaba tareas de inteligencia en la zona de avenida Belgrano al 2.900 cuando divisaron a una persona en actitud sospechosa que circulaba en un auto color rojo. Al personal policial les llamó la atención que se detuviera y manipulara un elemento con un caño, por ello se aproximaron identificándose como policías”.

Tras detallar la situación, el agente continuó diciendo que: “tenía un arma de fuego en la cintura, una pistola marca Taurus Thunder calibre 22 cargada con 10 cartuchos. Además, en el asiento del acompañante, llevaba una escopeta calibre 16 que no pudo justificar su propiedad, por ello fue trasladado a esta división”, culminó.

Desde la Fiscalía Criminal de la III Nominación se ordenó que quede en calidad de aprehendido para su investigación por presunta tenencia ilegal de armas de fuego.




Comentarios