El padre de los jóvenes llamó al 911 que dio aviso rápido a los motoristas y evitaron una tragedia familiar.


Personal de la Patrulla Motorizada de la Capital evitó una tragedia familiar. Un joven de 23 años quedó aprehendido por pegar y amenazar de muerte con una carabina a su hermana. Su padre llamó al 911 que dio aviso rápido a los motoristas.

Los efectivos llegaron al domicilio de calle Catamarca al 1500 en la noche del sábado y el padre de la familia entregó a su hijo. El joven quedó aprehendido en la Comisaria Quinta.

“Al llegar rápidamente los motoristas se encontraron en la puerta con el señor Petrelli de 60 años, padre de los jóvenes, y fue quien le dijo que se llevaran a su hijo porque había realizado disparos y temía por toda su familia. Dentro del hogar los efectivos redujeron al agresor, buscaron el arma y la encontraron debajo de un placard junto a cuatro cartuchos”, explicó el Jefe de la División Patrulla Motorizada, Comisario Daniel Corbalán.

Desde la Fiscalía Especializada en Violencia Familiar y de Genero de la II Nominación dispusieron que el joven quede en calidad de aprehendido y el arma quede secuestrado.




Comentarios