Diego Ledesma, empleado de la comuna rural, comentó que había visibilidad reducida en el momento en que se produjo la tragedia.


La tragedia que tiene consternada a la provincia desde hace un par de días, sigue sumando voces y argumentos. En esta oportunidad fue Diego Ledesma, un empleado de la comuna rural de El Naranjo, quien aportó algo más de claridad a un accidente que todavía no tiene una causa clara de porqué se produjo.

Las hipótesis que manejaban los investigadores son tres: el error humano, desperfecto técnico en la avioneta y visibilidad reducida. Ésta última cobró fuerza en las últimas horas, por las declaraciones que hizo Ledesma a los peritos que investigan porque la aeronave colisionó.  “Había mucha neblina, no se veía bien”, fueron las cortas pero precisas palabras del baquiano.

“Yo la vi cruzar a la avioneta, y después al helicóptero, pero qué me iba a imaginar lo que estaba pasando. Ya cuando vi pasar las ambulancias me di cuenta de que había ocurrido algo malo”, agregó en declaraciones a La Gaceta.

Ledesma sirvió como guía para los peritos que llevan adelante la investigación y para el equipo de investigación de campo de la Junta de Investigaciones de Accidentes de Aviación Civil (Jiaac).  A continuación, el comunicado de la Jiacc sobre el peritaje realizado. 

Comunicado sobre accidente aéreo en Tucumán by Via País on Scribd




Comentarios